Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

Diario económico del negocio de la salud

26 Ene 202218:36

h ADN

Beatriz González (Ulpgc): “Ómicron ha cambiado las reglas de juego de la economía”

13 Ene 2022 — 04:56
Por J.Vera
Especiales relacionados
Compartir
Me interesa
Beatriz González es catedrática e investigadora en Economía de la Salud en la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (Ulpgc). La licenciada en Económicas por la Universidad de Santiago de Compostela cree que, a largo plazo, la llegada de ómicron proyecta una “mejor perspectiva”.

Beatriz González (Ulpgc): “ómicron ha cambiado las reglas de juego de la economía”

 

A punto de cumplirse dos años del estallido de la pandemia, el Covid-19 sigue sacándose ases de la manga para tensionar las economías de todo el mundo. Beatriz González, catedrática e investigadora en Economía de la Salud en la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (Ulpgc), opina que la llegada de ómicron cambia, de nuevo el escenario, pero a largo plazo será beneficioso.

 

Pregunta: ¿Cómo afectará a la economía una expansión tan explosiva como la de la variante ómicron?

 

Respuesta: Va a afectar a corto plazo y ya lo está haciendo. La expansión de ómicron ha tensado el tejido productivo, con una reducción de la fuerza de trabajo con la llegada masiva de bajas laborales, vuelos cancelados o centros que se ven obligados a cerrar, entre otras muchas cosas más. Pero hay otra forma de ver este problema. Aunque a corto plazo puede ser un quebradero de cabeza, esta crisis genera una perspectiva mejor a medio y largo plazo. Sobre todo si comparamos el efecto de ómicron con el de delta. Si la pandemia es más leve, la economía se va a recuperar de forma más rápida. 

 

P.: ¿La incertidumbre actual es la peor cara de la pandemia?

 

R.: En estos últimos dos años se ha aprendido mucho y muy de prisa. Por ejemplo, hace seis meses se pensaba que la inmunidad de grupo llegaba con la vacunación y toda la predicción económica se basaba en esta hipótesis, pero hemos visto que no es así. Las vacunas protegen contra la enfermedad grave, no contra la transmisión de la infección. Ómicron ha cambiado las reglas de juego de la economía.

 

P.: ¿Quién se va a beneficiar de este cambio de reglas de juego?

 

R.: Van a tener ventaja esas economías que hayan podido potenciar los trabajos a distancia. Lo que pasa es que la población que generalmente tiene capacidad para teletrabajar forma parte de sectores clave para el desarrollo tecnológico. En una economía 4.0 los efectos de ómicron serán menores. 

 

 

 

 

P.: ¿Y qué pasará en España?

 

R.: España, como todo el mundo sabe, ha salido mal parada por la pandemia. Sin ir más lejos, en 2020 el Producto Interior Bruto (PIB) cayó 11%. Este porcentaje está muy por debajo de la media de los países de Europa Occidental y también del conjunto de la economía mundial. La crisis de 2008 parecía un gran desastre, pero fue calderilla al lado de este último episodio histórico. Por otro lado, la recuperación se está revisando a la baja y nos va a costar más tiempo volver a los niveles pre pandemia. 

 

P.: ¿Qué soluciones puede aplicar el país a corto plazo?

 

R.: Evidentemente, el problema es estructural y esto ya hace tiempo que se comenta. Aun así, los fondos Next Generation son la oportunidad más grande que tiene el país para modernizar su economía española, pero se necesitan proyectos interesantes donde implementarlos. Es un gran reto para el país.

 

P.: ¿Las empresas que se dedican a salud tienen un contexto que les permite crecer más rápido que el resto?

 

R.: Sector salud va a salir muy beneficiado de la pandemia. Tanto la farma como la industria del diagnóstico. Sin embargo, no está tan claro lo que puede pasar con hospitales privados. Ya veremos cuando salgan los datos de beneficios de las empresas.

 

 

 

 

P.: ¿Un mercado que se puede saturar es el de los test diagnóstico?

 

R.: El futuro es la presencialidad combinada con tests de diagnóstico masivos cada tres días. Un ejemplo muy claro de ello fue el sector del deporte profesional, pionero en este aspecto. Estas dinámicas se van a generalizar en todas las empresas, por lo que, a corto plazo, no se prevé una saturación del mercado. 

 

P.: Una vez superemos la pandemia, ¿qué pasará con las farmacéuticas que han multiplicado sus ingresos durante este periodo?

 

R.: A medio plazo les va a ir bien a Pfizer y Merck, que tienen autorizados medicamentos novedosos que pueden alterar el mercado: las pastillas. Cuando se alcance el escenario de endemia, Merck y Pfizer partirán con ventaja.

 

 P.: ¿Se deben liberalizar las patentes?

 

R.: Éticamente se deberían liberalizar, pero siendo prácticos la solución de liberalizar a la fuerza no es muy operativa y no termina siendo una buena solución. Es más eficiente maximizar la llegada de la vacuna a todo el mundo a través de incentivos. No hay más alternativas.

Me interesa
Publicidad
Relacionados
Compartir
Normas de participación

info@plantadoce.com

 

Política de validación de los comentarios:

 

PlantaDoce no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...