Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

Diario económico del negocio de la salud

28 Nov 202209:15

Industria ‘farma’, a la vanguardia en talento femenino

Industria ‘farma’, a la vanguardia en talento femenino

06 JUL 2022 — 13:30
Compartir
Me interesa

Industria ‘farma’, a la vanguardia en talento femenino

 

Hoy en día, las mujeres estamos de moda en el entorno profesional: el liderazgo femenino, las cuotas en los consejos, el techo de cristal, el síndrome del impostor, el enriquecimiento de las organizaciones con la igualdad... La propia ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital de España ocupaba todas las portadas de los medios por su negación a posar en más fotos oficiales en las que tan sólo hubiera hombres. 

 

Y aquí estamos trabajando en el sector farmacéutico, un sector comprometido con la sociedad, que contribuye con la investigación y el desarrollo de medicamentos trabajando siempre por el cuidado de la salud y la mejora de calidad de vida de los pacientes. Una industria, además, referente en empleo estable, de calidad, cualificado e igualitario que, apuesta por la innovación, las nuevas generaciones, la promoción del talento y la igualdad.

 

Los datos son un hecho y, en esta industria, la paridad es ya una realidad. Podríamos decir que el empleo se escribe con A. Poniendo estas palabras en números, en 2021 la industria farmacéutica contrató el 58% de mujeres frente a un 34% de la industria nacional. Además, el 53,4% del empleo es femenino, porcentaje que se eleva al 67% en investigación y desarrollo (I+D), según datos de la Encuesta de Empleo de Farmaindustria de febrero de 2022.

 

 

 

 

 

La apuesta por la igualdad y la diversidad se consolida en los puestos de dirección, donde me ilusiona mencionar que en los comités de dirección el 44,8% son mujeres, más del doble que en empresas del Ibex35 con el 17,6%. Por otro lado, el porcentaje de consejeras delegadas alcanza el 20,3%, mientras que en la media de empresas del Ibex35 no llega ni al 4%, es decir, estamos cinco veces por encima. Esta es otra cifra que vislumbra la industria como claro referente en el impulso del talento femenino y de alta cualificación.

 

No tengo duda que estos datos ponen de manifiesto al sector farmacéutico como sector de vanguardia en España en el progreso y la evolución hacia la igualdad entre mujeres y hombres dentro del ámbito laboral. Pero… ¿estamos visibilizándolo?

 

En Mujeres en Farma, una iniciativa puesta en marcha hacia año y medio, vemos la oportunidad de “utilizar” las cifras de diversidad de género de la industria para desmitificar las “etiquetas negras” que cuelgan de este sector. Queremos ser un altavoz en foros externos de la atractividad de la industria y de las diferentes historias inspiradoras de mujeres que han conseguido compatibilizar con éxito tanto su faceta profesional como la personal, cualquiera que sea esta.

 

 

 

 

No obstante, aunque la tendencia es favorable, aún queda mucho trabajo por delante y debemos ser críticos. Existen tres ejes principales que debemos reforzar para poder seguir potenciando y promoviendo el desarrollo femenino. En primer lugar, hay que destacar que, a pesar de tener muchas mujeres en la industria, gran parte está estancada en posiciones de middle management, con dificultad de llegar a tener acceso a cargos de dirección. En segundo lugar, hay muchas mujeres en comités de dirección, pero están mayormente ubicadas en posiciones de soporte, en vez de en posiciones directamente vinculadas con el negocio (que son las que más facilitan el acceso a la dirección general). Por último, pese a que va habiendo una mayor presencia de directoras generales, debemos trabajar en conjunto para lograr incrementar ese número.

 

Desde mi punto de vista, somos un sector muy endogámico en el que tenemos que ser capaces de abrirnos al exterior y presentarnos como un modelo de liderazgo femenino, debemos saber aprovechar y explotar este valor para que se nos conozca en el resto de las disciplinas como sector referente.

Me interesa
...