Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

Diario económico del negocio de la salud

20 Oct 202004:50

h Empresa

IVI-RMA pierde 4,5 millones tras reordenar su negocio ante una posible venta

27 Nov 2019 — 05:00
Por Albert Cadanet
Temas relacionados
Compartir
Me interesa

El gigante de clínicas de infertilidad, que estudia dar entrada a un nuevo socio, deterioró sus fondos de comercio por 12,3 millones de euros en 2018 para adaptarlos a una nueva valoración de su negocio.

IVI-RMA pierde 4,5 millones tras reordenar su negocio ante una posible venta

 

El grupo IVI-RMA entra en números rojos a las puertas de una posible venta parcial. El gigante de clínicas de fertilidad cerró 2018 con unas pérdidas de 4,5 millones de euros, una cifra que contrasta con los beneficios de cinco millones de euros registrados en el ejercicio anterior. Según las cuentas depositadas en el Registro Mercantil, la compañía atribuye estos resultados a una reorganización interna y al deterioro de sus fondos de comercio. 

 

“Tras las distintas operaciones societarias realizadas en 2017, el grupo se han centrado en reorganizar su estructura societaria en 2018, centrando sus esfuerzos en la expansión en las zonas geográficas estratégicas”, señala la compañía en su memoria anual, a la que ha accedido Planta Doce. En este sentido, la empresa matiza que su cuenta de pérdidas y ganancias “incluye determinados gastos de naturaleza no recurrente, registrados de acuerdo con el marco normativo de información financiera aplicable al grupo”.

 

En concreto, IVI-RMA efectuó un test de deterioro de sus fondos de comercio, es decir, en su capacidad de generar beneficios a través de activos intangibles como el valor de las patentes, su posicionamiento o su know how. Esta maniobra se tradujo en una reducción de ingresos de 12,3 millones de euros en 2018. Para Deloitte, “la realización de estas estimaciones es uno de los aspectos más relevantes de la auditoría”.

 

 

Por otra parte, las amortizaciones también jugaron un papel importante. En 2018, el gasto por amortización en la cuenta de pérdidas y ganancias consolidada ascendió a 19,8 millones de euros, un 25,3% más respecto al ejercicio anterior.

 

No obstante, el grupo registró una facturación de 280,8 millones de euros en 2018, un 9,4% más en comparación con los datos de 2017. El incremento de esta partida responde esencialmente al incremento en la prestación de servicios especializados en tratamientos de fertilidad, la principal actividad de IVI-RMA.

 

España continúa siendo el principal mercado para la compañía, con unos ingresos de 158,5 millones de euros en 2018. Esta cifra representa un aumento interanual del 2,8%. Sin embargo, Estados Unidos y Latinoamérica se postulan como los principales motores de crecimiento futuro. Las ventas del grupo crecieron un 34,4% en el gigante norteamericano, hasta 59,8 millones de euros, mientras que en Latinoamérica se incrementaron un 35,5%, hasta 22,5 millones de euros.

 

 

El mercado europeo, en cambio, sigue otra tendencia. La facturación de IVI-RMA en el Viejo Continente (sin tener en cuenta España) experimentó una caída del 18,1% en 2018, hasta 21,3 millones de euros. En el resto del mundo, los ingresos crecieron un 20,8%, alcanzando 18,6 millones de euros.

 

A pesar de entrar en pérdidas, el grupo valenciano se muestra optimista de cara a 2019.“Es importante significar que los crecimientos estimados para este año se están cumpliendo, con lo que habría que mantener una posición optimista en cuanto a la consecución de buenos niveles de crecimiento”, comenta la empresa en sus cuentas anuales.

 

El saneamiento y reordenación de todo su negocio se produjo en el año previo a que el gigante de clínicas de fertilidad contratara a Morgan Stanley para estudiar la entrada de nuevos socios. Según fuentes financieras, la compañía estaría valorada entre 1.000 millones y 1.200 millones de euros y estaría estudiando la colocación de una participación próxima al 30%.

 

Actualmente, el 70% de los títulos del grupo pertenece a los socios valencianos José Remohí, Antonio Pellicer y Carlos Bertomeu, mientras que el 30% restante corresponde a los socios norteamericanos Paul Berg, Richard Scott y Michael Drews. El accionariado conserva esta estructura desde 2017, cuando el Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI) y el Reproductive Associates of New Jersey completaron su fusión.

Me interesa
Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@plantadoce.com

 

Política de validación de los comentarios:

 

PlantaDoce no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...